Por: AFP .   28 abril
El volumen de negocios aumentó, por su parte, un 2,7% hasta alcanzar $8.100 millones, invirtiendo la curva descendente que había llevado a 3M a lanzar un plan de reestructuración con 1.500 supresiones de empleo en enero.
El volumen de negocios aumentó, por su parte, un 2,7% hasta alcanzar $8.100 millones, invirtiendo la curva descendente que había llevado a 3M a lanzar un plan de reestructuración con 1.500 supresiones de empleo en enero.

El beneficio neto del grupo estadounidense 3M, que fabrica mascarillas de protección N95, muy solicitadas para frenar la propagación del coronavirus, creció 45% en el primer trimestre de 2020 respecto al mismo periodo del año pasado, impulsado por la alta demanda de ese material médico.

El resultado neto fue de $1.290 millones en los tres primeros meses del año, según un comunicado publicado este martes. En el primer trimestre de 2019, la compañía ganó $893 millones.

El volumen de negocios aumentó, por su parte, un 2,7% hasta alcanzar $8.100 millones, invirtiendo la curva descendente que había llevado a 3M a lanzar un plan de reestructuración con 1.500 supresiones de empleo en enero.

Además de las mascarillas quirúrgicas, 3M fabrica cinta adhesiva, los papeles para notas Post-it, y material de seguridad, entre otros productos.

A principios de abril, el presidente estadounidense, Donald Trump, atacó a la compañía por Twitter e invocó una ley que se remonta a la guerra de Corea (1950-1953) para que Estados Unidos recibiera, de forma prioritaria y excepcional, la producción de mascarillas de 3M por motivos de seguridad.

Apenas unos días después, la administración Trump y la empresa llegaron a un acuerdo para la entrega de cerca de 167 millones de mascarillas para Estados Unidos en los próximos meses.