Por: Cristina Fallas Villalobos.   19 enero

Desde que Grupo Lala anunció su arribo al país (en 2016) adoptó un discurso en el que no se menciona la frase “precios bajos” pero sí “altísima calidad”.

La empresa, de origen mexicano, vende sus yogures en Costa Rica desde el año pasado pero su presencia tomará más fuerza al colocar leche fluida y helados en los supermercados a partir del segundo semestre de este año.

El conglomerado quiere ganar espacio en un negocio que registró ventas por $653 millones durante el 2017, según datos de la consultora Euromonitor Internacional.

Posicionarse no será una tarea sencilla y más cuando su principal competidor, Dos Pinos emplea la misma estrategia: tener un portafolio de productos variado y de alta calidad.

José Antonio Madriz, presidente de la Cámara Nacional de Productores de Leche, explicó que hay que prestar atención cuando, en un mercado como el costarricense, se encuentran grandes diferencias en los precios de los productos lácteos.

El mercado lácteo generó ventas por ¢372 billones durante el 2017, según datos de la consultora Euromonitor Internacional. Fotografía. Graciela Solis
El mercado lácteo generó ventas por ¢372 billones durante el 2017, según datos de la consultora Euromonitor Internacional. Fotografía. Graciela Solis

“Pesa muchísimo en el precio la calidad de la leche. El costarricense está acostumbrado a saborear una leche de primerísima calidad; acostumbrado a la leche de Dos Pinos, de Coopebrisas y otras plantas chiquititas”, agregó Madriz.

Según la Cámara, el consumo de leche en Costa Rica es de 202 litros por habitante por año, muy por encima de los 150 litros que recomienda la Organización de las Naciones para la Alimentación y la Agricultura (FAO).

Hay que tomar en cuenta que en los supermercados existen otras marcas que luchan por su cuota, como Sabemás (marca de Walmart), Eskimo y Coronado, solo tomando en cuenta la línea de leche fluida.

Precisamente, algunas cadenas prevén una mayor competencia a futuro, pero también confirman que, por ahora, ciertas marcas están tratando de competir por precio.

"Los proveedores de leche intentan captar el mayor número de clientes basando su estrategia de venta en el precio bajo. Para esto, ofrecen a los consumidores packs de ahorro o bien, descuentos individuales en sus diferentes presentaciones", comentó Diego Alonso, vicepresidente comercial de Auto Mercado.

Sin embargo, por ahora, el ingreso de Lala no parece que vaya a generar una sacudida en precios.

Lo que promete Grupo Lala

El conglomerado internacional prevé que en este 2018 el mercado lácteo costarricense se moverá positivamente, y a favor del consumidor costarricense, debido a su ingreso.

“Tendrán una opción de alta calidad y valor nutricional con un fuerte factor de innovación, que es lo que actualmente busca el consumidor nacional”, resaltó Roy Loría, director país de Grupo Lala.

La compañía quiere ofrecer un producto con esas características pues se abastece de materia prima por parte de los asociados de Coopeleche, y por medio de la compra de equipos de proceso de última tecnología.

En el equipamiento, más la ampliación de su planta en San Ramón de Alajuela, se invierten $14 millones. Se espera que estos trabajos estén listos en el primer semestre del año.

La modernización de la planta le permitirá pasar de procesar 50.000 litros de leche diarios a 150.000 litros.

Datos suministrados por el presidente de la Cámara muestran que en Costa Rica hay una producción total de tres millones de litros diarios.

¿Qué piensa Dos Pinos?

La cooperativa nacional está enfocada en seguir fortaleciendo su competitividad y no se muestra temerosa ante la competencia en el entendido de que se respeten normas legales y técnicas de Costa Rica.

“Enfocados al mercado, con conciencia de costo y excelencia operativa en toda la cadena de valor, seguiremos innovando, diversificando e invirtiendo para brindar a nuestros consumidores bienestar, nutrición, salud y satisfacción”, indicó Francisco Arias, gerente senior de Relaciones Corporativas y Ganaderas de Dos Pinos.

Durante los últimos años, la compañía ha innovado con presentaciones de leche fluida, leche en polvo y leche saborizada en versiones descremadas, semidescremadas y enteras. Además ha desarrollado la línea de productos deslactosados.

Por su parte, otros competidores como Walmart, con su marca Sabemás, han hecho ajustes para seguir compitiendo.

"Sabemas no es una marca nueva, ya tiene muchos años en el mercado con muy buena aceptación. Lo que hicimos fue renovar la marca y con una producción 100% costarricense. Ahora, todas las presentaciones tanto en polvo como liquida (UHT), tienen con un diseño renovado y muy bien diseñado", señaló Mariela Pacheco, subgerenta de Asuntos Corportivos de la compañía.