Opinión

Afganistán evidenció una derrota predecible... y amarga

La doctrina de la contrainsurrección fracasó por desconocimiento social y cultural, la interpretación de tácticas militares y lecturas sociológicas no logró desentrañar una sociedad multiétnica.

La victoria relámpago de los talibanes sorprendió. El colapso del régimen y el desplome sin resistencia del ejército afgano, a pesar de su superioridad numérica y en equipo militar, acaparan la atención mundial, minimizando un proceso de erosión político militar de larga data.








LE RECOMENDAMOS

En beneficio de la transparencia y para evitar distorsiones del debate público por medios informáticos o aprovechando el anonimato, la sección de comentarios está reservada para nuestros suscriptores para comentar sobre el contenido de los artículos, no sobre los autores. El nombre completo y número de cédula del suscriptor aparecerá automáticamente con el comentario.