Por: Mauricio Rojas.   16 agosto, 2019
Ante la explosión del comercio electrónico, se creó el servicio de correos PYMEXPRESS para atender la avalancha de paquetería proveniente de grandes tiendas principalmente en China y Malasia.
Ante la explosión del comercio electrónico, se creó el servicio de correos PYMEXPRESS para atender la avalancha de paquetería proveniente de grandes tiendas principalmente en China y Malasia.

Costa Rica fue designada como sede del Foro Estratégico Regional de las Américas que se realizó el 12 y 13 de agosto pasado y que antecede al Congreso Mundial sobre la industria postal, organizado cada cuatro años por la Unión Postal Universal (UPU), dependencia de Naciones Unidas.

Esta designación representa un amplio reconocimiento al papel y liderazgo del operador estatal Correos de Costa Rica de cara a la nuevas exigencias del mercado.

Para explicar el éxito de Correos de Costa Rica es importante remontarse a 1998, cuando se promulgó la Ley 7.768 que creó la empresa eliminando los aportes presupuestarios del Estado y fortaleciéndola para competir.

En año, el 99% de los ingresos del operador estatal lo constituían la venta de sellos postales y los servicios de entrega de envíos “tipo carta” provenientes de comunicaciones personales, estados de cuenta bancarios y revistas tanto nacionales como internacionales.

Con el auge de Internet a partir de 2001, se comenzó a reescribir la historia postal del país. Para el 2004, el sector postal tradicional lo constituían 88 millones de envíos al año. En 2018, bajó a 4 millones y, según estimaciones de la Autoridad Reguladora de Servicios Públicos, dicho segmento de correo tradicional desaparecerá en un plazo máximo de 5 años, dado que presenta tasas de caída anuales superiores al 20%.

En este contexto, Correos de Costa Rica enfrentó en 2008 la peor crisis financiera desde su origen, toda vez que el 80% de sus ingresos estaban basados en dicho segmento tradicional, al punto de no tener capacidad de pago de salarios.

Es así como a partir de una reconstrucción de servicios entendiendo las necesidades mercado, se reorientó el enfoque de la empresa con visión 360 grados; es decir para la sociedad, las empresas y el Estado.

Se planteó una estrategia buscando siempre como un primer objetivo el facilitar la vida a los habitantes del país, para lo cual se crearon servicios como trámites de pasaportes, cédulas de residencia, certificaciones del registro público y civil, así como visas de manera tal que los ciudadanos no tengan que trasladarse a ventanillas limitadas de servicios.

Un nuevo enfoque

Adicionalmente, ante la explosión del comercio electrónico, con la avalancha de paquetería proveniente de grandes tiendas principalmente en China y Malasia, se dio el inicio del servicio de correos PYMEXPRESS, el cual alcanza la afiliación de 3.000 pymes nacionales que comercializan sus productos principalmente por medio de redes sociales.

Esto ha generado una explosión positiva en generación de empleo y mejora en la economía de muchas familias del país. Actualmente, 358.000 costarricenses adquieren productos de estas plataformas.

Con la implementación de estrategias de diversificación, el segmento tradicional de Correos de Costa Rica llega hoy a un 11% de los ingresos totales, mientras que el 89% de los ingresos lo componen comercio electrónico, servicios de paquetería expresa, plataformas de servicios, mensajerías, servicios electrónicos y de outsourcing.

Los resultados económicos de Correos de Costa Rica muestran que desde el 2010 el principal crecimiento de la empresa ha estado en los últimos 5 años, generando las utilidades más altas de la historia desde su creación y dejando de lado el fantasma de la obsolescencia.

Hoy más que hablar de la industria postal, indicamos que ésta ha pasado a conformar la oferta logística que tiene el país bajo un concepto más integrador y moderno.

Las alianzas público privadas también han sido fuertes para mejorar eficiencias en el uso de redes de logística, compartiendo costos u operaciones.

“Ahora se tramitan pasaportes, cédulas de residencia, certificaciones del registro público y civil, así como visas”.

El apoyo a la política pública con proyectos de alto contenido social, como la entrega de 198.000 paquetes con material educativo a las escuelas del país provenientes del IMAS, fortalece el papel del correo en el país.

El nuevo enfoque de la industria en Correos de Costa Rica habla así de una actividad en expansión, parte de la infraestructura nacional, promotor de la inclusión social y que contribuye al desarrollo nacional.

Un enfoque que presentamos en el Foro Estratégico Regional de las Américas, poniendo de manifiesto las oportunidades de crecimiento y adaptación que nos ofrece hoy el mercado, para pasar de la obsolencia de la tradicional industria postal a la innovación y al éxito de la actividad en el mercado actual.