Opinión

Industrias y empresas digitales pueden impulsar la siguiente etapa de desarrollo

Hace algunas semanas en estas mismas páginas, reflexioné sobre la “servificación”, esa acelerada convergencia de la industria y los servicios, en modelos de negocio altamente integrados, donde los productos industriales son llevados al mercado o “consumidos” como servicios.

Propuse a los industriales trabajar con los colegas del sector servicios, y desde la institucionalidad pública, apoyarles para que Costa Rica aproveche temprano esta poderosa tendencia.

LEA: Costa Rica, en ruta de la servitización de la manufactura.

En el marco de preparación del II Congreso de Innovación, que convoca la Cámara de Industrias de Costa Rica (CICR), el próximo 5 de mayo, invito a nuestra comunidad de emprendedores e innovadores, a prestar atención a otra tendencia relevante para nuestro desarrollo y nuestra vinculación a las cadenas regionales y globales de valor.

Conforme el mercado de los apps alcanza su madurez, apenas con 10 años de existencia, ahora las tecnologías digitales se enrumban a una nueva etapa, donde las fuerzas del mercado y de lo digital se conjugan, para catapultar una nueva revolución: la de los bots .

El 12 de abril, Mark Zuckerberg, fundador y CEO de Facebook, dejó ver el inicio de una nueva etapa. Se caracteriza por una simplificación del interfaz entre los humanos y los dispositivos digitales móviles, usando componentes y servicios basados en textos en lenguaje común, que permitan instruir, repito, mediante simples mensajes de texto –o de voz– en nuestro lenguaje cotidiano, las órdenes para que los dispositivos hagan lo que queremos.

LEA: El momento de la realidad virtual se ahora.

La base de esta innovación es la inteligencia artificial. Su curioso nombre ( bots ) viene de robots, pues los mensajes en lenguaje humano son como “robotcillos” que traducen nuestras órdenes al lenguaje que los dispositivos digitales requieren para operar. Su potencial es inimaginable como interfaz para potenciar tanto las tecnologías móviles como otras máquinas e, incluso, para simplificar el Internet de las cosas, otra tendencia que incorpora tecnologías digitales a las máquinas para gestionarlas remotamente a través de la web.

El siguiente nivel

Los apps permitieron introducir masivamente la “digitalización personalizada” y demostraron que cada usuario –según sus necesidades, presupuesto, gustos y preferencias–, puede disponer en sus dispositivos digitales de las aplicaciones –programas computacionales transaccionales o de contenido– para atender su propio interés y necesidad.

Los bots nos llevarán al siguiente nivel, simplificando de forma casi inimaginable el uso de las tecnologías digitales, en especial las móviles, pero a través de ellas, un sinfín de otras máquinas, procesos y usos para hacer nuestra vida más cómoda y productiva.

Costa Rica tiene un diverso y potente ecosistema digital y un pujante e innovador sector industrial. Ambos sectores convergen en la innovación y en las oportunidades antes citadas. Sus intereses están más alineados que nunca. Imaginar una alta integración y encadenamientos entre ambos sectores es natural.

Invito a estos dos conglomerados productivos para que juntos, con el apoyo institucional del sector de comercio exterior y otros actores institucionales relevantes de la economía interna, coloquemos las bases de una nueva generación de iniciativas productivas innovadoras guiadas por estas tendencias.

En beneficio de la transparencia y para evitar distorsiones del debate público por medios informáticos o aprovechando el anonimato, la sección de comentarios está reservada para nuestros suscriptores. El nombre completo y número de cédula del suscriptor aparecerá automáticamente con el comentario.