Opinión

Nuestro sistema educativo es hijo del tiempo

La crítica a las debilidades que se han documentado, debe tener la intención de ayudar a mejorar la educación. Pero cada logro también debe contar

Muy diversas voces han estado señalando las importantes debilidades y retos que enfrenta la educación costarricense, particularmente tras el golpe duro de la pandemia. Pero ello no debe llevarnos a pensar que las soluciones se deben construir minando la institucionalidad que nuestro país tiene, en este y en muchos otros campos, la cual ha permitido gran parte de los logros que nos colocan en los mejores lugares en Latinoamérica en muchos temas, y en varios otros ocupamos incluso una posición destacada a nivel mundial.








LE RECOMENDAMOS

En beneficio de la transparencia y para evitar distorsiones del debate público por medios informáticos o aprovechando el anonimato, la sección de comentarios está reservada para nuestros suscriptores para comentar sobre el contenido de los artículos, no sobre los autores. El nombre completo y número de cédula del suscriptor aparecerá automáticamente con el comentario.