Por: IPADE Business School , Miguel de la Colina Rincón.   7 enero
Es indispensable contar con las habilidades y herramientas directivas que permitan hacer un diagnóstico oportuno de la situación de la empresa para proyectar las decisiones que a futuro puedan llevarla a un mejor puerto. Fotografía con fines ilustrativos. Fotógrafo: Darko.
Es indispensable contar con las habilidades y herramientas directivas que permitan hacer un diagnóstico oportuno de la situación de la empresa para proyectar las decisiones que a futuro puedan llevarla a un mejor puerto. Fotografía con fines ilustrativos. Fotógrafo: Darko.

El contexto actual demanda líderes que estén dispuestos a enfrentar los retos del mañana hoy. La capacidad para determinar la dirección y la estrategia de negocios en un entorno de incertidumbre como el que vivimos es crucial para una eficaz labor de dirección, señala Rodrigo de León González, director de Programas de Alta Dirección Empresarial (Ade) del Ipade Business School.

El Ipade nació y ha sido desarrollado con la óptica de sumarse a la comunidad empresarial, trabajar por la alta dirección y especialmente ser una institución de servicio a los empresarios y la sociedad, para que estas tengan empresas más competitivas, innovadoras y responsables.

En tiempos con tanta incertidumbre en donde los retos del entorno son tan cambiantes, se vuelve indispensable contar con las habilidades y herramientas directivas que permitan hacer un diagnóstico oportuno de la situación de la empresa para proyectar las decisiones que a futuro puedan llevarla a un mejor puerto.

Por lo anterior, la labor de instituciones como Ipade Business School que ofrecen a sus participantes herramientas eficientes para solventar los retos de un entorno global cada vez más desafiante se vuelven tan relevantes, pues se busca manejar de forma equilibrada y más fundamentada los aspectos críticos de la empresa como el crecimiento y el cambio, los cuales son sumamente oportunos en el contexto post pandemia.

Con ello en mente, programas de perfeccionamiento directivo como el Ade que ofrece el Ipade contribuyen a brindar diferentes perspectivas que enriquezcan la labor directiva, sobre todo en aquellas áreas que hoy por hoy resultan fundamentales para comprender el entorno, tales como:

  • Empresa competitiva y rentable.
  • Empresa sustentable y global.
  • Empresa innovadora y ágil.
  • Empresa humana y responsable.
  • Empresa con buen gobierno y estrategia.
  • Relacionamiento y vinculación.
  • Ser mejor empresario.

Sobre la metodología, estos programas ofrecen a los participantes la posibilidad de perfeccionar sus habilidades directivas a través del método del caso que, mediante su práctica intensiva, los motiva a desarrollar sus cualidades para tomar decisiones atinadas, ejercitar su flexibilidad y amplitud de criterio, así como constituir la firmeza de carácter que debe acompañar a toda acción directiva para responder eficazmente a los cambios que surgen en el ámbito de los negocios.

El mundo de empresa está en constante cambio, por ese motivo el director debe estar preparado para afrontar los retos que supone dirigir una empresa. Durante este proceso de perfeccionamiento, el participante será capaz de trazar su trayectoria empresarial para mejorar como líder y como persona.

El Programa Ade está diseñado para ser un espacio de vinculación y enriquecimiento con otros directores y empresarios, aquí el participante podrá intercambiar ideas y conectar con comunidades empresariales de otras regiones.