Por: Manuel Avendaño Arce.   22 enero
Elian Villegas, ministro de Hacienda, indicó que ahora los proyectos de ley deben avanzar en el Congreso para que el programa con el FMI tenga los efectos necesarios. Fotografía: José Cordero.
Elian Villegas, ministro de Hacienda, indicó que ahora los proyectos de ley deben avanzar en el Congreso para que el programa con el FMI tenga los efectos necesarios. Fotografía: José Cordero.

Cinco de los seis proyectos de ley que fueron incluidos por el Gobierno en el acuerdo con el Fondo Monetario Internacional (FMI), deberán ser aprobados por la Asamblea Legislativa antes de julio del 2021. Así lo confirmó Elian Villegas, ministro de Hacienda, en entrevista con este medio.

Se trata de los proyectos de impuesto a los premios de lotería, eliminación de exoneraciones, dividendos de empresas estatales, tributo a casas de lujo, y la reforma al empleo público, este último se encuentra en la etapa final en el trámite del Congreso.

“Como lo manifestó la jefa de misión del FMI, Manuela Goretti, es importante que esos proyectos se aprueben ojalá antes de que se avale el acuerdo por parte del Fondo. Precisamente ésta entidad realiza su primera revisión a finales de este semestre y es fundamental que las iniciativas ya estén aprobadas para ese momento”, indicó Villegas.

El ministro agregó: “Tanto las medidas de ingreso como las de recorte al gasto, si ya están aprobadas, algunas de ellas entrarán en vigor de forma inmediata, otras tendrán que tomar más tiempo, pero es importante aprovechar ese espacio para reglamentar, comunicar y capacitar. Eso sólo lo podemos hacer si la medida ya está debidamente aprobada”.

Tras el cierre de la negociación técnica con el FMI, este viernes 22 de enero, ahora el acuerdo pasará a manos del Directorio del Fondo para ser avalado. Una vez que supere esta etapa se enviará al Gobierno para que lo presente en la corriente legislativa.

La expectativa que tienen el Ejecutivo y el FMI es que el préstamo del Servicio Ampliado por $1.750 millones reciba la autorización del Congreso a finales de mayo o inicios de junio.

“Hay que tener presente que la misión del Fondo, que viene a hacer la revisión, va a estar en el país a finales de julio o inicios de agosto probablemente y entonces es importante que ya todo esté debidamente aprobado. Si el plan con el FMI no está avalado perderíamos este chance de que vengan a realizar la revisión de la base del acuerdo”, advirtió el Ministro.

El único proyecto de ley sobre el cual no existe tanta presión para que supere su paso por Cuesta de Moras, es el de renta global, presentado la tarde de este viernes por el Ejecutivo.

Esta medida reformaría el actual tributo sobre las utilidades que es territorial y cedular, por un modelo global que suma todas las fuentes de ganancias y grava sobre esos montos.

De acuerdo con Villegas, este proyecto está pensando para que entre en vigor en 2023, por lo que hay más espacio para la discusión y la negociación política.

El programa de ajuste fiscal rondaría el 5% del Producto Interno Bruto (PIB), explicó la jefa de la misión del Fondo en conferencia de prensa virtual la tarde de este viernes.

La economista puntualizó que esa cifra está sujeta a cambios de acuerdo con la gestión del presupuesto nacional y otros elementos de la economía costarricense. Rodrigo Cubero, presidente del Banco Central de Costa Rica (BCCR), agregó que la estimación se hizo con los nuevos datos de la producción nacional que toman como año de referencia el 2017.

El objetivo del programa de ajuste fiscal es lograr un superávit primario del 1% del PIB para el 2023 y bajar la deuda pública al 50% del PIB en 2035.