Negocios

Cacia denuncia a Fanal por indicios de desabastecimiento de alcohol industrial

Industriales solicitaron la ruptura del monopolio estatal y autorización para comprar directamente a los ingenios azucareros

La Cámara Costarricense de la Industria Alimentaria denunció este lunes 27 de setiembre a la Fábrica Nacional de Licores (Fanal) por los indicios de desabastecimiento de alcohol industrial que experimenta el mercado local.

Mario Montero, vicepresidente ejecutivo de Cacia, explicó a EF que varias empresas industriales reportan una semana y media imposibilitadas para comprar alcohol. Montero aseguró que la escasez tomó al sector por sorpresa, pues el proveedor oficial omitió hacer avisos previos del escenario crítico, que permitieran el desarrollo de planes de contingencia.

Ante esto, las empresas enviaron cartas a los ministerios de Economía, Industria y Comercio (MEIC) y de Agricultura y Ganadería (MAG) donde solicitan intervención que rompa el monopolio de Fanal y habilite la compra directa a ingenios azucareros.

EF envió consultas al Consejo Nacional de Producción y al MEIC, pero al momento de esta publicación aún no habían dado respuesta.

Otras empresas, como la nacional Zepol, que utiliza el alcohol en sus líneas de productos de higiene y salud, aseguró que aún no se ha visto afectada por la escasez, pero los efectos sí se podrían dar a corto plazo, si la situación se extiente.

Panorama incierto

La organización de la Industria Alimentaria aportó una circular enviada por Fanal el 22 de setiembre a sus clientes, con la firma de José David Ruiz Piedra, administrador general de la Fábrica.

En ese documento, Ruiz dice:

“Por medio de la presente circular se hace del conocimiento que de acuerdo con la Ley #9635 Ley de Fortalecimiento de las Finanzas Públicas, en la cual se ampara la regla fiscal, se le limita a la Fábrica Nacional de Licores la posibilidad de realizar compras de materia prima, sin previo aval por parte del ente contralor; esto debido a que la Fanal ha priorizado su producción de alcohol para la atención de la emergencia sanitaria que enfrenta el país.

Dicho fenómeno consumió el presupuesto asignado para el 2021, en el primer semestre, razón por la cual nos acogimos a solicitar un presupuesto extraordinario, tras obtener un visto bueno por parte de la Comisión Nacional de Emergencias y el Ministerio de Hacienda; sin embargo, aún estamos a la espera de la aprobación por parte de la Contraloría para el uso de esos recursos”.

Cacia señaló que estas afirmaciones impiden al sector industrial hacer una planificación informada sobre sus procesos productivos, que a partir de octubre incluyen el desarrollo de inventarios para la temporada alta navideña.

La carencia de alcohol impacta, por ejemplo, los procesos de higiene y limpieza de equipos donde se elaboran alimentos, pues los protocolos impiden un reemplazo seguro, debido a la composición química de otros limpiadores. También afecta los subprocesos de elaboración de materias primas como saborizantes (en industria láctea, por ejemplo, inicia la temporada del rompope), colorantes y algunas mezclas de confitería y chocolatería.

Colaboración y espera

En su circular a clientes, Fanal pidió al sector “su colaboración a la espera de que obtengamos una pronta respuesta afirmativa, para continuar nuestras negociaciones con total normalidad y sin desacato de la Ley”.

Sin embargo, Montero afirmó que ya las primeras empresas del sector se encuentran sin existencias de alcohol industrial, lo cual podría generar paros productivos. Además, criticó que la Fábrica genere un ambiente de incertidumbre, al verse incapacitada para proyectar una fecha o periodo para la reactivación de las ventas.

“Al no tener recursos para comprar la materia prima, también afectan a los ingenios. Lo que pedimos es que nos permitan hacer la compra directa, pues el alcohol en Fanal no recibe un proceso de industrialización, lo que hacen es reenvasar lo que producen los ingenios”, enfatizó el representante de Cacia.

Fanal afirmó en el documento que el alcohol en inventarios está reservado para la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS), en el marco de la atención de la pandemia por COVID-19.

Jéssica I. Montero Soto

Jéssica I. Montero Soto

Jéssica Montero es periodista de la sección de Negocios de El Financiero.