Por: GDA / México.   23 febrero, 2018
Los costos operativos de la aerolínea se han incrementado por el uso de los aeropuertos en Estados Unidos y del Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México.
Los costos operativos de la aerolínea se han incrementado por el uso de los aeropuertos en Estados Unidos y del Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México.

Ciudad de México.- Como parte de su estrategia para mejorar su rentabilidad, Volaris pretende ahorrar mil millones de pesos mexicanos (unos ¢30.700 millones) este año mediante una renegociación del precio de arrendamiento y compra de aeronaves, así como en el manejo de su flota aérea.

En conferencia con analistas, Fernando Suárez, director financiero de la aerolínea, dijo que este año implementarán varias estrategias para reducir sus costos operativos.

"Muchos de los ahorros vendrán por parte del tamaño y el costo de la flota. Trataremos de reducir el costo para los siguientes pedidos, vamos a negociar más fuerte las próximas entregas de aeronaves programadas para 2018 en adelante", explicó.

En 2017, los gastos operativos de Volaris sumaron 24.827 millones de pesos (¢762.258 millones), 19,5% más que un año antes, siendo el combustible el de mayor incremento, de 26,4%. También subieron los gastos de navegación, aterrizaje y despegue, en 22,6%, así como los gastos de venta, mercadotecnia y distribución, en 19,7%.

En tanto, el director general de Volaris, Enrique Beltranena, comentó que los costos operativos de la aerolínea se han incrementado por el uso de los aeropuertos en Estados Unidos y del Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México, los cuales son mucho más altos que las terminales aéreas del interior del país.

El año pasado, Volaris registró una pérdida neta de 595 millones de pesos (poco más de ¢18.268 millones), cuando en 2016 tuvo ganancias de 3.519 millones de pesos (¢108.000 millones).

Beltranena agregó que seguirán ofreciendo tarifas bajas para impulsar el tráfico aéreo, sobre todo en temporada baja y en las rutas con un amplio porcentaje de pasajeros que visita a parientes y amigos, como Tijuana y Guadalajara.

"Durante 2017, Volaris enfrentó un año desafiante, con factores que van desde el entorno macroeconómico hasta uno de demanda más débil", dijo Beltranena en el reporte.

"Continuamos administrando de manera prudente la capacidad, y ejecutando nuestro modelo de ultra bajo costo para estimular la demanda en el mercado. Estamos absolutamente comprometidos a continuar reduciendo los costos unitarios, lo que nos permite ofrecer las tarifas más competitivas del mercado".

En 2017, Volaris obtuvo ingresos operativos por 24.845 millones de pesos (¢762.811 millones), 5,7% más que en 2016.

El rubro de otros ingresos por servicios por pasajero se incrementó 12,6%, para sumar un total de 429 millones pesos (¢13.171 millones), cuando el año anterior obtuvo 381 millones de pesos (¢11.697 millones) por este rubro.

La empresa ha aumentado la venta de servicios como la renta de vehículos, seguros para viajero y el cobro de la primera maleta documentada en vuelos internacionales también le ha ayudado a incrementar sus ingresos más allá de la tarifa.

La aerolínea cobra de 25 a 35 dólares por la primera maleta documentada cuando se trata de vuelos internacionales. “Seguiremos viendo un incremento de este tipo de ingresos”, agregó Beltranena.

En 2017, Volaris transportó a 16,4 millones de pasajeros, 9.5% más que en 2016, pero el factor de ocupación de sus aeronaves disminuyó 1,4 puntos porcentuales, a 84,4%.