Historias

¿Por qué Pimiento Rosa y Crown Kaffee recurrieron a especialistas en redes sociales y publicidad? ¿Qué resultados obtienen?

Se puede aprovechar más el potencial de las herramientas digitales

Si Usted quiere lograr buenos resultados y no desperdiciar dinero, para crear un producto, diseñar su imagen y promoverlo en redes sociales lo mejor es recurrir a la ayuda de alguien que tenga el conocimiento, la experiencia y las herramientas que necesita.

Elena Salazar, fundadora de Crown Kaffee, pensó que para su nuevo emprendimiento podría utilizar una taza de café con una corona como imagen.

Recurrió a una agencia de publicidad, donde la idea evolucionó para obtener un logo que representaba la forma y la categoría en las que ella quería comercializar los filtros o monodosis de café: como un producto premium.

“Cuando uno quiere sacar un producto, para vender a un consumidor que es exquisito y exigente, no se puede tener una etiqueta hecha en casa”, reconoció Elena.

Crown Kaffee ofrece filtros de café para que el consumidor pueda disfrutar esta bebida en cualquier lugar donde tenga acceso a agua caliente o incluso llevar su termo de agua caliente y servirse.

Elena había fundado en 2016 un emprendimiento llamado La Canasta Gourmet, que ofrece canastas de productos para todo tipo de ocasiones incluyendo corporativas o de regalo.

Dos años después impulsó su segundo proyecto: Luz de Mujer, con productos de cuidado personal con ingredientes naturales.

En ambos casos creó las marcas y ha realizado la comercialización ella misma. “He sido ‘zoila’”, cuenta.

Hace dos meses una amiga le comentó la idea que tenían unos productores de café de la zona de San Gerardo de Dota, en la zona de Los Santos, y a los pocos días fue a visitarlos.

Se pensó en todo: utilizar filtros biodegradables de 10 gramos con tres opciones (café claro, medio y oscuro) y que fuera tan práctico de usar por los consumidores de café como en el caso del té.

Una ventaja es que el café de Dota es de altura, con uno de los mayores grados de calidad (Specialty), que permite al consumidor percibir las notas o sabores de la bebida (chocolate oscuro, dátiles, pasas, frutas o arándanos) y aromas (jazmín, clavo, fruta).

Los productos son ofrecidos en redes sociales (a principios del próximo año se tendrá una tienda en línea para las tres iniciativas) en presentaciones de tres a 20 filtros y precios de ¢2.652 a ¢15.800.

Elena se sentó con su esposo a pensar un nombre y en una marca propia que fuera chic y que reflejara la propuesta de una bebida premium y especial para todo tipo de ocasiones y momentos: el café de la corona o Crown Kaffee.

Acudió a una agencia de publicidad buscando asesoría de imagen, donde le ayudaron a crear algo diferente, único y que le diera identidad al producto. Una abogada realizó los registros de la marca.

“Hay que hacerlo como tiene que ser”, reitera Elena. “Yo podía hacerlo, pero en algo podía fallar. Queríamos algo mejor, que no fuera casero y que vaya más allá de usar Canva, una herramienta que todos sabemos utilizar”.

Lo mismo aplica para la comercialización en redes sociales, aplicaciones de mensajería como WhatsApp y tiendas en línea.

Estos canales en la actualidad son indispensables para todo tipo de negocios y lo recomendable es combinar personal propio que conozca el producto o servicio, para dar respuesta inmediata a los clientes, con el servicio de una agencia que le ayude a explorar todo el potencial de la digitalización y triplicar los resultados.

Las principales fallas suceden a nivel de estrategia, identificación del mercado meta, definición de objetivos y metas, creación de contenido, colocación de pauta, optimización, medición y análisis de resultados.

“El principal problema es el desconocimiento y cree que cualquiera lo puede hacer, que es fácil”, explica Verónica Navarro, gerente general de Publicidad Jupa. “Pero se desperdician las herramientas de las redes sociales y las aplicaciones”.

Jupa asesoró a Pimiento Rosa, dedicada a comidas preparadas para personas y familias que no tienen tiempo para conocer y elaborar comida saludable.

“Tenemos un community manager que se encarga del día a día de las redes, de elaborar contenido urgente y de responder a los clientes”, explicó Marianella González, propietaria de Pimiento Rosa. “Contratamos a la agencia para algunos proyectos, inicialmente de posicionamiento de marca y de generación de ventas, y para crecer exponencialmente”.

Marianella es ingeniera en tecnología de alimentos y fundó Pimiento Rosa hace nueve años ofreciendo comida preparada como arroz con pollo y lasañas. La empresa, ubicada en Pozos de Santa Ana, tiene 25 personas y recibe unos 2.500 pedidos al mes que reciben por redes sociales, WhatsApp y la tienda en línea.

La oferta se amplió al mercado de personas con objetivos nutricionales (bajar de peso o aumentar masa muscular) y dietas Keto, baja en carbohidratos o calorías y alta en proteínas.

Desde el inicio de la pandemia, con el confinamiento de las familias y el teletrabajo, la demanda aumentó y los canales digitalizados fueron claves para la empresa.

Pimiento Rosa empezó recibiendo pedidos por medio de correos electrónicos y fue avanzando paulatinamente a formularios, redes sociales y la tienda en línea (desarrollada por la firma TRT) hace cuatro años, donde actualmente genera más del 70% de las ventas.

Marianella cuenta que con la agencia se define la estrategia, la segmentación, se mide el tráfico y los resultados, se optimizan las campañas, se elaboran textos más poderosos y se puede llevar a los clientes desde el contacto inicial hasta la compra.

Las ventas crecieron de 35% a 40% desde que empezó a trabajar con la agencia. “Se puede generar un gran posicionamiento, pero no sirve si no se convierte en ventas”, dijo Marianella.

En el camino tanto Crown Kaffee y Pimiento Rosa obtienen un aliado estratégico. “Nos ayudaron más de lo que el precio convenido, a obtener más de lo que quería y se volvieron de la casa”, cuenta Elena, de Crown Kaffee.

Carlos Cordero Pérez

Carlos Cordero Pérez

Carlos Cordero es periodista especializado en temas tecnológicos. Escribe para El Financiero y es autor del blog "La Ley de Murphy".

LE RECOMENDAMOS

En beneficio de la transparencia y para evitar distorsiones del debate público por medios informáticos o aprovechando el anonimato, la sección de comentarios está reservada para nuestros suscriptores para comentar sobre el contenido de los artículos, no sobre los autores. El nombre completo y número de cédula del suscriptor aparecerá automáticamente con el comentario.