Historias

Querían crear un servicio dinámico y lanzaron Ridivi Pay para pagos y transferencias vía WhatsApp

Permite realizar transferencias, pagos de 1.150 servicios públicos de municipalidades, Asadas, Internet, Caja, Hacienda y tarjetas de crédito.

¿Usted utiliza WhatsApp para impulsar la promoción y las ventas de los productos de su negocio? Pues ya puede recibir pagos de sus clientes por medio de esa aplicación a través de Ridivi Pay. Utilizarla es muy sencillo, pero en su desarrollo fue necesario un trabajo de dos años, así como la visión para adelantarse y lanzarla en el momento oportuno.

Stephan y su hermano Yann Turcios, fundadores de Ridivi, tienen más de dos décadas de trabajar en la industria financiera. Se habían graduado en Francia y trabajaron en entidades de Costa Rica, en la región e incluso en Estados Unidos.

En 2009 regresaron al país y, aunque no tenían capital, empezaron a analizar oportunidades, especialmente por el avance de la bancarización en el país. Pese a la evolución de las entidades bancarias y financieras locales, ellos identificaron algunas.

“Como clientes y por haber estado en diferentes rubros de la industria financiera, entendemos las complicaciones de los bancos”, dice Stephan. Durante esos años, además, se mantuvieron al sector trabajando en entidades locales de crédito y brindando consultorías.

En 2015 empezaron a concretar la idea que venían madurando desde cuatro años atrás. En ese año encontraron la oportunidad de adquirir a una empresa denominada Remesas Instantáneas (que utilizaba la marca Ridivi) y que tenía una buena cantidad de clientes, pues había sido fundada en 2004. Consiguieron capital y la compraron.

A partir de ahí empezaron con la reestructuración. Mientras se concretaba la idea que traían, continuaron brindando e implementando ajustes en el servicio de remesas hacia Nicaragua y Colombia, en especial, integrándose a Sinpe y desarrollando medios de pagos. “Entre más canales de pago, un negocio incrementa 30% sus ventas”, asegura Stephan.

El primer canal de pago fue el cobro automático de créditos, el cual le permite a los clientes de empresas que brindan financiamiento de compras (como electrodomésticos) vincular su cuenta IBAN y cumplir automáticamente con sus mensualidades. También se puede aplicar para pagos de servicios públicos, incluyendo Internet.

Para este servicio se utilizan tecnologías de lo que se llama Open Banking, donde se automatizan los cobros y su registro en los sistemas contable y financieros de las empresas mediante una Application Programming Interfaces (API), un pedazo de software que permite esa integración entre sistemas.

Como en todo negocio, la búsqueda de innovaciones se impone. En Ridivi empezaron a pensar en cómo aprovechar WhatsApp para los servicios de remesas y de pagos. No era tan fácil. En 2018 contactaron a Facebook, la firma propietaria de la aplicación de mensajería que ya tenían un desarrollo para empresas, y le explicaron el proyecto. Al año siguiente se logró el acuerdo.

La siguiente etapa fue de desarrollo, una tarea que Stephan califica de compleja por los requerimientos técnicos y de seguridad de Facebook. Finalmente se logró desarrollar dos facilidades.

La primera estuvo lista para empresas en noviembre de 2020, la cual permite tener canales de pagos mediante WhatsApp. La facilidad permite que las empresas puedan atender consultas, trámites y pagos o abonos en forma automatizada, registrar clientes nuevos, impulsar ventas de productos. “Está habilitado actualmente. Lo utilizan 23 empresas”, dice Stephan.

La segunda se lanzó en julio pasado a nivel de consumidores. Este es un mercado donde los bancos y otras fintech están compitiendo fuertemente, ofreciendo facilidades y aplicaciones para pagos y compras de comercio electrónico.

Desde 2017 la firma Deloitte anticipó que la aparición de numerosas fintech en diferentes países provoca el incremento del uso de la tecnología en el ámbito de las finanzas “a un ritmo frenético”, al punto que se produzca una revolución en los medios de pago.

Un reporte de la misma firma de abril de 2021 indica que hasta antes de la pandemia los clientes bancarios “se sentían confortables” realizando sus pagos y transacciones mediante las plataformas de banca en línea.

La situación cambió desde marzo de 2020 con un incremento de las transacciones digitales: en algunos bancos de América Latina se produjo un incremento del 25% al 75% de los clientes usando canales digitales. Hasta octubre de ese año pocos bancos habían lanzado algún método de pagos sin contacto (18%), nodos de identificación y verificación (23%) o apertura digital de cuentas (34%), por ejemplo.

Mientras los bancos reaccionaban, aparecieron nuevas opciones creadas por fintechs y empresas tecnológicas, advertía el informe de Deloitte.

Ridivi Pay permite realizar transferencias vía Sinpe Móvil, pagos de 1.150 servicios públicos de municipalidades, Asociaciones Administradoras de Sistemas de Acueductos y Alcantarillados Comunales (Asadas), Internet, Caja Costarricense del Seguro Social, Ministerio de Hacienda y tarjetas de crédito, entre otras.

Para utilizar este servicio en el WhatsApp, el usuario introduce el número de Ridivi Pay (6222-5713) en sus contactos. Luego va a WhatsApp y escribe “hola”.

Con eso el bot despliega el menú para realizar el registro siguiendo los pasos y registrando datos necesarios para que Ridivi realice la validación respectiva y evitar suplantaciones. Una vez activado se le envía un PIN y un link para ingresar la cuenta bancaria desde la que se quiere realizar los pagos.

Cuando el usuario está registrado se desplegará un menú con las opciones: transferencias de Sinpe, recarga celular, pago de servicios públicos, pago por medio de código QR y configuración de cuenta. Para cada caso, se indica el número de cuenta destino o el número de cliente en caso de servicios públicos. Para el usuario no hay costo para montos menores a ¢100.000 o $1.500.

En la actualidad, el objetivo es consolidar el servicio ganando clientes y aumentando el volumen de las transacciones. Además, se están dando los primeros pasos para ingresar en México en los próximos meses. Le seguirán República Dominicana y EE. UU.

“Venimos con una idea para ofrecer algo más dinámico”, reitera Stephan.

Carlos Cordero Pérez

Carlos Cordero Pérez

Carlos Cordero es periodista especializado en temas tecnológicos. Escribe para El Financiero y es autor del blog "La Ley de Murphy".