Tecnología

La estrategia de Huawei para recuperarse: ¿dará resultados?

Firma enfrenta problemas desde las sanciones de EE. UU. y nuevas dificultades como en Suecia

Tras perder el liderazgo en teléfonos inteligentes, Huawei contraataca: el gigante chino, debilitado por las sanciones estadounidenses, mostró en el Congreso Mundial Móvil (MWC 2022), que se realiza en Barcelona desde el 28 de febrero hasta el 3 de marzo, sus ambiciones en el mercado de los computadores y las tabletas, pilares de su diversificación.

Habituado a anuncios de teléfonos con tecnología de punta, el público del MWC 2022 pudo ver los nuevos lanzamientos de Huawei: un computador todo en uno táctil de alta gama, un híbrido de computadora personal y tableta y otro híbrido de tableta y libro electrónico, que se presentan como competencia, respectivamente, del iMac de Apple, el Surface de Microsoft o el Kindle de Amazon.

¿Por qué el cambio? Ante las sanciones que obstaculizan desde 2019 sus actividades en teléfonos móviles, el fundador de Huawei, Ren Zhengfei, llamó a principios de año a acelerar la diversificación del grupo.

En el MWC 2022 el consejero delegado del Huawei Consumer Group, Richard Yu, expuso que aspira a que el fabricante chino, en situación difícil a causa de las sanciones que sufre, sobreviva a su “duro invierno”. Yu presentó bajo su marca de oficina inteligente una gama de nuevos productos dirigidos a los mercados de negocios y consumidores.

En su presentación de productos, Yu afirmó que su empresa se ha propuesto sobrevivir y “aguarda a disfrutar del calor de la primavera”.

Huawei padece problemas bien documentados con su negocio de smartphones originados por las restricciones de las autoridades estadounidenses al acceso de dicha firma a componentes y software. Además, ha sufrido una caída en ventas de teléfonos tras desprenderse de la submarca Honor a finales de 2020.

Aun así, no ha dejado de lanzar smartphones de gama alta y también avanza en otros segmentos.

Los datos de mercado lo confirman. Gartner presentó este 2 de marzo su reporte del mercado de teléfonos inteligentes o smartphones para el año. De acuerdo con el informe, en el 2021 las ventas globales de móviles fueron encabezadas por Samsung, Apple, Xiaomi, OPPO y Vivo. Huawei no aparece en el ranking.

El informe de Gartner indica que las ventas globales de teléfonos inteligentes crecieron un 6% en 2021 tras la caída del 12,5% en 2020.

Para este 2022 se espera que la escasez de componentes, la interrupción de la producción y la baja disponibilidad de existencias continúen afectando las ventas mundiales de teléfonos inteligentes. Lo que ocurra con el conflicto geopolítico con Rusia, que invadió Ucrania y enfrenta fuertes sanciones económicas, también podría afectar a la industria tanto en ventas como en suministro de insumos.

En las cifras de ventas en el 2021 ayudaron la recuperación económica, una mejor perspectiva del consumidor y la demanda acumulada a partir de 2020 en grandes mercados, como India y China. La tendencia fue frenada en la segunda mitad del año, pese a la gran demanda. “Las situaciones de desabastecimiento de modelos populares y los inventarios limitados retrasaron algunas de las posibles ventas hasta 2022″, dijo Anshul Gupta, director senior de investigación de Gartner.

Gartner indicó que los fabricantes chinos de teléfonos inteligentes Xiaomi, Oppo y Vivo ampliaron sus redes de distribución en Oriente Medio, África, América Latina y Europa para aprovechar las oportunidades que dejaron abiertas Huawei y LG tras su salida del negocio de los teléfonos inteligentes en 2020.

Las sólidas ventas de Apple en China en el cuarto trimestre de 2021 debilitaron la demanda de teléfonos inteligentes chinos. Oppo y Vivo experimentaron una caída en las ventas, mientras que Xiaomi continuó manteniendo su posición.

Para Huawei la estrategia pasaría por el impulso de los otros productos de su portafolio y la integración de funcionalidades.

Yu dijo, en su conferencia antes de la inauguración oficial del MWC 2022, que una de las áreas más importantes en que trabaja la firma es la llamada Oficina Inteligente. De hecho, el ejecutivo se centró en la mayor parte de su presentación en la solución Super Device, que conecta los ordenadores portátiles con otros dispositivos de la marca como smartphones y auriculares, equipamiento de oficina (teclados, ratones y la primera impresora láser).

Junto con el software, la firma presentó una gama de “superdispositivos”, como una tableta orientada a la lectura y el trabajo, la MatePad Paper. El dispositivo, provisto de pantalla de tinta electrónica, ofrece acceso a dos millones de libros y texto en 20 idiomas en el momento de su lanzamiento.

Yu destacó que esta tableta aporta más facilidad de lectura y claridad de texto en comparación con las tabletas tradicionales y con sus rivales actuales en la misma categoría de producto, así como mejores imágenes y la posibilidad de escribir y de trazar bocetos monocromos. La MatePad Paper tiene 10,3 pulgadas y se venderá por 499 euros (unos $557), con un lápiz óptico de última generación.

Huawei también mostró su altavoz Sound Joy, así como versiones renovadas de tabletas, computadoras personales y periféricos ya existentes.

Willim Tian, presidente del Huawei Consumer Business Group para Europa Occidental, recalcó que, junto a los dispositivos para trabajar, la marca también quiere cobrar presencia en el segmento negocios mediante sus combinados de productos inteligentes para oficina.

“Tras desarrollar nuestra marca en el sector de los teléfonos móviles, vimos que podíamos diversificarnos y apostar por diferentes productos: las tabletas, las tecnologías ponibles (wearables), el audio, las PC, los portátiles y las pantallas”, explicó Andreas Zimmer, responsable de productos Huawei en Europa occidental.

Zimmer agregó que existe una gradual evolución de Huawei de marca de teléfonos móviles a una de consumibles electrónicos y que el fabricante chino incursionó en el mercado de las PC en 2017.

Primer proveedor mundial de componentes para redes de telecomunicaciones del mundo, Huawei llegó a estar entre los tres primeros productores de teléfonos inteligentes, junto al surcoreano Samsung y la estadounidense Apple. Incluso llegó a ocupar el número uno mundial, gracias a la demanda china y las ventas en los mercados emergentes.

¿Pueden los portátiles, las tabletas y los computadores de escritorio convertirse en alternativas a los teléfonos en términos de fuente de ingresos para Huawei, cuando el mercado de computadoras personales (PC) y tabletas se estima en $250.000 millones (según Canalys)?

“El mercado de las PC se basa en la escala”, explicó Ranjit Atwal, director de investigación de Gartner y especialista del mercado de los ordenadores. “La única manera de sobrevivir es vender grandes volúmenes ya que los márgenes de las PC son bajos. Es difícil diferenciarse en este mercado, toda vez que la mitad del mercado se destina a empresas, lo que requiere una cobertura mundial la mayor parte del tiempo”.

Con 19,8% del mercado en el cuarto trimestre de 2021, el chino Lenovo es el líder mundial del sector, por delante de los estadounidenses Apple (18%) y HP (13,9%), según Canalys.

“Huawei debe competir con Lenovo en China y eso será difícil, si bien no imposible. Pero para tener éxito realmente, debe ganar terreno en Estados Unidos y Europa occidental. Y estos mercados han sido difíciles de penetrar, ya que en ellos se debe compartir espacio con vendedores que tienen productos realmente diferenciados”, advirtió Atwal.

Las sanciones estadounidenses, que sobre todo lo aislaron de las cadenas mundiales de suministro de componentes, sumieron a su división de teléfonos inteligentes en la incertidumbre.

Obligado a abandonar a finales de 2020 su marca Honor, teléfonos inteligentes de gama básica, Huawei ya no apareció a finales de 2021 en la lista de los cinco fabricantes con mayor cuota de mercado.

En el centro de la pugna chino-norteamericana, en un contexto de guerra comercial y tecnológica, el gigante chino se encontró en la mira del gobierno estadounidense de Donald Trump, que lo acusó de espiar para beneficio de Pekín.

En 2019, Washington puso a la empresa en la lista negra para impedirle acceder a tecnologías estadounidenses, indispensables para sus productos. La administración de Joe Biden mantiene estas restricciones.

Penalizado por esta situación, Huawei publicó en diciembre pasado una cifra de negocios que se recortó en 2021 en casi un tercio anual, a 634.000 millones de yuanes (unos $97.000 millones).

Por las sanciones, los teléfonos inteligentes Huawei no pueden actualizar el sistema operativo Android, de Google, lo que llevó a la empresa a desarrollar su propio sistema operativo, HarmonyOS, para sus nuevos aparatos.

Las dificultades con EE. UU. no son las únicas.

Huawei anunció haber activado un procedimiento de arbitraje contra Suecia, ante el Banco Mundial, tras la prohibición al gigante chino de telecomunicaciones de vender sus productos 5G en el país nórdico. Huawei apeló ante un tribunal sueco, que confirmó en junio de 2021 la decisión de la Autoridad Sueca de Telecomunicaciones (PTS).

“La decisión de las autoridades suecas de discriminar a Huawei y de excluirlo del lanzamiento de la 5G ha perjudicado gravemente las inversiones de Huawei en Suecia, en violación de los compromisos internacionales de Suecia”, indicó la empresa china en un comunicado.

Por ello, “inició procedimientos de arbitraje contra el reino de Suecia” ante el Centro Internacional de Arreglo de Diferencias relativas a Inversiones (CIADI), que forma parte del Grupo del Banco Mundial.

Huawei no precisó el montó de los daños y perjuicios reclamados. Según la televisión pública SVI, la suma inicialmente exigida era de 5.200 millones de coronas suecas ($550 millones), pero esa cifra podría ser mucho más elevada.

Tras el Reino Unido a mediados de 2020, Suecia se convirtió en el segundo país europeo en prohibir de forma específica a los operadores telefónicos utilizar material de Huawei en la puesta en marcha de la red 5G del país.

Carlos Cordero Pérez

Carlos Cordero Pérez

Carlos Cordero es periodista especializado en temas tecnológicos. Escribe para El Financiero y es autor del blog "La Ley de Murphy".

En beneficio de la transparencia y para evitar distorsiones del debate público por medios informáticos o aprovechando el anonimato, la sección de comentarios está reservada para nuestros suscriptores. El nombre completo y número de cédula del suscriptor aparecerá automáticamente con el comentario.