Dilucidando el año 2019

El año 2018 se resume en una palabra: volatilidad. Grandes acontecimientos políticos y económicos inyectaron incertidumbre en los mercados financieros y como resultado los retornos fueron bastante pobres.

Un año agitado

Este año ha sido tan atípico que, de acuerdo con un estudio realizado por Deutsche Bank con información a final de octubre, el 89% de los activos sobre los cuales el banco de inversión recopila datos desde 1901 para su estudio anual a largo plazo, acumulan en lo corrido del año un rendimiento total negativo en términos de dólares, algo nunca visto.

¿El final del mercado alcista?

La preocupación principal siguen siendo las tensiones comerciales, sobre todo entre Estados Unidos y China. La buena noticia es que hemos visto avances, o más bien comentarios positivos.

La economía china sigue desacelerándose

El hecho que el Fondo Monetario Internacional (FMI) recientemente bajó la expectativa del crecimiento para el 2019 de 6.4% a 6.2% ya fue una alerta del impacto negativo de la guerra comercial entre China y Estados Unidos.

Temores por alzas en tasas golpean a los mercados

También es importante seguir monitoreando el desempeño del precio de petróleo y su impacto sobre la inflación. El reciente repunto se debe principalmente a las sanciones de Estados Unidos contra Irán y la caída de la producción en Venezuela.

Cargar más
LO MÁS LEÍDO