Por: Larisa Paez.   23 junio
Carátula Larisa Páez, blog Razones de Peso
Carátula Larisa Páez, blog Razones de Peso

El teletrabajo ha traído consigo cambios muy positivos: ahorro en tiempos de traslado, economía en gastos relacionados con el transporte, mayor flexibilidad en el manejo del tiempo, reducción de tráfico en las carreteras, menor contaminación ambiental, entre otros. Pero también trajo consigo retos o situaciones inesperadas que para algunas personas han sido difíciles de enfrentar.

Desde encontrar un espacio apto para el trabajo a nivel de ergonomía y de ambiente y ajustarse a los cambios de horario (muchos ocasionados por alteraciones en el sueño) hasta lidiar con las demás personas que pueden estar en casa haciendo también teletrabajo o niños en clases virtuales. Es así como muchos de estos cambios han trastornado el día a día de algunas personas y en algunos casos han empezado a generar consecuencias poco positivas a la salud.

Sin embargo, muchos otros han aprendido a sobrellevar esta situación de manera más saludable que su ritmo de vida anterior y lo han convertido más bien en una oportunidad para mejorar muchos ámbitos de su vida cotidiana. ¿Le gustaría saber cómo lo lograron? Acá les comparto algunos de los consejos que han brindado estas personas que se están manteniendo sanas mental y físicamente durante la cuarentena:

Horarios: Es importante armar un horario o rutina diaria, sobre todo si tal vez por trabajo no lo tiene definido. Tener una hora fija para levantarse y crear una rutina, podría ser empezar con actividad física o iniciar de una vez con el desayuno para ordenar mejor las comidas del día puede ser una buena opción. También es necesario definir la hora del día en que se termina la jornada laboral, el teletrabajo ha generado que muchos terminen desconectándose horas después y limitando así el tiempo para otras actividades importantes.

Tiempos de alimentación: Muchos han tenido desajustes en sus horarios, en algunos casos por ver alterados sus horarios de sueño, y esto ha provocado que sus comidas se hayan alterado también. Esta situación ha generado cambios en el peso corporal y en la salud, por lo que es indispensable mantener horarios de alimentación que cubran las necesidades de cada persona y que se ajusten a sus gustos y preferencias, así como que permitan incluir alimentos de todos los grupos para evitar deficiencias de energía y nutrientes.

Práctica de ejercicio físico: el ejercicio físico es un aspecto fundamental para mantenerse saludable mientras se hace teletrabajo, no necesariamente por un tema de control de peso sino más bien por salud mental y física, recordemos que el ejercicio colabora en la salud cardiovascular, digestiva, manejo del estrés, control de dislipidemias entre otros beneficios. Definir una frecuencia realista para practicar actividad física durante la semana, ya sea en casa o fuera de, es fundamental para mantenerse saludable durante la pandemia.

Espacios delimitados para cada actividad: Al convertirse la casa en vivienda, trabajo y lugar de ocio debido a las restricciones para salir de casa, resulta importante definir bien cada espacio en la medida de lo posible, por ejemplo, que el lugar de trabajo este fuera del cuarto en donde se duerme y descansa, y buscar otro espacio para actividades de ocio como ver películas, leer, jugar con la familia etc.

Pausas activas: No olvide que el gasto de energía diario ha bajado, pues en la oficina es probable que se movilice más que en casa, las pausas activas en el tiempo más conveniente para usted (cada hora o cada hora y media por ejemplo) pueden ayudar no solo a mantener un buen gasto de energía sino también a evitar lesiones, le permiten estirarse e incluso hidratarse si se detiene para buscar fuentes de líquido.

A pesar de todos los retos que puede presentar esta metodología de trabajo son más las ventajas que puede tener, tanto económicas como de salud. Si distribuye bien el tiempo, es probable que cuente con más oportunidades de realizar actividades para las cuales tal vez antes estaba más limitado, como la actividad física. Recuerde visitar nuestras redes sociales y nuestra página www.centrodenutricion.co.cr para más recomendaciones como estas.

Referencias

López, Nelson W., Pérez-Simon, M. Claudia, Nagham-Ngwessitcheu, Edwige G., & Vázquez-Ubago, María. (2014). Teletrabajo, un enfoque desde la perspectiva de la salud laboral. Medicina y Seguridad del Trabajo, 60(236). 587-599. Disponible en: https://dx.doi.org/10.4321/S0465-546X2014000300009

Osio Havriluk, Lubiza. Salud y seguridad en el teletrabajo. Caso: Argentina. Visión Gerencial [en linea]. 2015, (2), 410-426. ISSN: 1317-8822. Disponible en: https://www.redalyc.org/articulo.oa?id=465545899009