Negocios

Comerciantes aplican múltiples estrategias para llenar sus anaqueles en la temporada de compras de fin de año

Crisis de contenedores a nivel mundial pondría presión sobre los precios en Black Friday y temporada navideña

Empresas del sector retail (venta al por menor) maniobran para solventar el impacto de la crisis global de contenedores, que eleva el costo de los fletes marítimos, con el fin de abastecer sus inventarios de cara a las festividades de fin de año (Navidad y Viernes Negro).

La búsqueda de nuevos proveedores en países más cercanos, el uso de rutas marítimas adicionales, las alianzas con socios comerciales, y hasta negociaciones con navieras —por tiempo y precios por volumen de mercadería—, son algunas de las alternativas implementadas por las compañías.

Pese a los esfuerzos hechos por el sector, expertos en Comercio Exterior consultados por EF afirman que se podrían presentar escenarios que provoquen una menor oferta de bienes y precios más altos. Un ejemplo de este tipo de situación sería un eventual incumplimiento con los tiempos de entrega pactados.

“Es imposible determinar si se podrá atender la demanda, pero es una realidad que hay mercancías que no soportan un mayor incremento en los costos logísticos, por lo que probablemente no vengan al país o se hará de manera muy limitada, en búsqueda de optimizar la composición de los inventarios en las empresas”, precisó Jaime Morales, gerente de Comercio Exterior de Grant Thornton.

A nivel global, principalmente en los puertos de China, Europa y Estados Unidos existe una falta de buques, contenedores y capacidad de transporte por camión, así como una reducción significativa de la productividad en los puertos, almacenes y terminales interiores.

Los precios de los contenedores en la mayoría de las rutas comerciales están en máximos históricos.

Según datos de la Cámara de Comercio Exterior de Costa Rica (Crecex), en los primeros seis meses del 2021, el precio de transporte de un contenedor rondó los $11.000 y los $12.000. Actualmente, el incremento el costo del flete supera en un 100% y hasta en un 200% su valor inicial, lo cual sobrepasa los $15.000. La tendencia es al alza.

A nivel local, comerciantes consultados por EF han procurado adaptarse para mantener la oferta de sus productos y señalan que la cercanía con los clientes por medio de plataformas digitales, y el mayor conocimiento de las preferencias y tendencias de consumo van a mitigar el efecto negativo que la crisis pueda traer.

Marisya Federspiel, directora de comunicación corporativa de Tiendas Universal, compartió a EF que muchos de sus proveedores le han cancelado órdenes o han cambiado las fechas de entrega, lo que ha causado que su mercadería llegue más tarde.

“La falta de contenedores a nivel mundial nos han generado un gran problema, ya que la cantidad de mercadería que se despacha es menor, y al subir los costos ponen a los comercios en una situación difícil para lograr traer la misma cantidad de mercadería”, expresó Federspiel.

No obstante, el hecho de haber realizado sus pedidos desde el primer trimestre del 2021, les ha permitido ajustar sus presupuestos, pedidos, tiempos de entrega y despachos, para así poder salir adelante y tener a tiempo su oferta, en cada una de las tiendas.

Actualmente, Universal se encuentra montando su mercadería para la temporada navideña, y esperan a mediados de octubre hacer el lanzamiento oficial.

Por su parte, José Mario Rodríguez, gerente de Mercadeo de Almacenes El Rey destacó que en todos sus puntos venta, ya tienen disponible más del 85% de su mercadería para atender el fin de año.

“Debido a que se ha ampliado nuestra gama de proveedores internacionales hemos trabajado desde inicios de la pandemia en realizar ajustes importantes en logística, compras y operaciones”, afirmó Rodríguez.

Además, el gerente de mercadeo indicó que el sector retail es muy dinámico y adaptable a las necesidades del mercado, por lo que las afectaciones y amenazas que pueda representar la crisis, se deben tomar como oportunidades para potenciar aún más la actividad.

La tienda por departamento Cemaco, tuvo una baja en su inventario entre junio y julio de este año. Sin embargo, a partir de agosto lograron nivelar sus operaciones en temas de logística y organización de su personal.

Asimismo, han buscado proveedores en el continente americano para solventar líneas de productos que les ofrezcan la misma solución, indicó Francisco Dalmau, gerente general de Cemaco.

“Estamos implementando estrategias en tiendas y estamos procurando tener más acercamiento con nuestros clientes por medio de redes sociales”, resaltó Dalmau.

Mariela Pacheco, subgerente de Asuntos Corporativos de Walmart, afirmó que gracias a sus procesos, planificación, y presencia global han logrado anticipar y sortear los efectos de la crisis.

Por lo que, siguen trabajando para mitigar el impacto de la problemática y ofrecer un surtido robusto de productos para la época de navidad y eventos de fin de año.

Para José Antonio Salas, presidente de la Junta Directiva de Crecex, la principal afectación para la temporada navideña va a ser el “encarecimiento real de los bienes de consumo final”.

Salas precisó que, los países asiáticos seguirán exportando a toda su capacidad, por lo que se prevé un alto congestionamiento en puertos y atrasos considerables en las entregas o inventarios en cantidades reducidas.

“Esto afecta directamente a los negocios por el costo de mercancías no vendidas, y por supuesto al consumidor que no encontrará lo que necesita en el momento necesario, o bien al precio esperado”, expresó Morales de Grant Thornton.

Por otra parte, la mayoría de las empresas se verán obligadas a trasladar los costos logísticos a los precios finales, y aunque existen comerciantes dispuestos a sacrificar parte de su margen, en la mayoría de los casos el incremento recae al consumidor final. Por lo que, los descuentos, promociones y apartados partirán de otra base, afirman los especialistas.

“Trabajamos sin descanso para mitigar la situación, utilizando todos los buques y contenedores disponibles y colaborando con los clientes y proveedores para mejorar la entrega de los equipos vacíos”, destacó Freddy Serrano, vocero de la empresa de logística Maersk.

La problemática no es ajena a nivel internacional, de hecho se prevé que las principales economías de consumo —como la de Estados Unidos— sean las que más sufran en diciembre.

Factores como la afectación en las rutas de transporte aéreo y el cierre de puertos de origen, específicamente en China, por la llegada de la variante delta y el resurgimiento de casos COVID-19, ponen en jaque la recuperación de las diferentes industrias.

Por ejemplo, la directora financiera de Hasbro, afirmó a la cadena BBC Mundo que proyecta que sus gastos de transporte marítimo serán en promedio cuatro veces más altos que el año pasado y advirtió a los consumidores hacer compras anticipadas “para evitar frustraciones”.

Salas expresó que si Estados Unidos o China ven una retracción considerable de sus ingresos en esta temporada es muy probable que hagan una intervención en el mercado. Esto, para tratar de nivelar la situación en negociación directa con los grandes corporativos navieros a nivel mundial.

El 25 de agosto, el sector empresarial solicitó al Gobierno flexibilizar temporalmente la base para calcular los impuestos de las exportaciones e importaciones, suprimiendo del precio aduanero el costo del transporte, en vista del fuerte incremento de las tarifas marítimas.

En una nota publicada por El Financiero, Dyalá Jiménez, exministra de Comercio Exterior y directiva de la Cámara de Comercio de Costa Rica, expresó que hay negociaciones del Federal Maritime Commission —por mandato del presidente de los Estados Unidos— para revisar con los grandes armadores la opción de colocar más barcos y contenedores en el agua y de esa manera ayudar a mitigar la escasez del servicio.

“Esta sería una gestión que ayudaría con la reactivación mundial de la cual estamos todos urgidos en estos momentos de pandemia. Se lograría mitigar un encarecimiento de los productos y el incremento en el costo de vida asociado en todos los países afectados, lo que termina por golpear la economía fuertemente, en especial a los países como el nuestro”, manifestó Jiménez.

Nicole Pérez

Nicole Pérez

Periodista de El Financiero y excolaboradora del proyecto #NoComaCuento de La Nación.

En beneficio de la transparencia y para evitar distorsiones del debate público por medios informáticos o aprovechando el anonimato, la sección de comentarios está reservada para nuestros suscriptores. El nombre completo y número de cédula del suscriptor aparecerá automáticamente con el comentario.