Por: Joanna Nelson Ulloa.   Hace 6 días

¿Hasta dónde ha llegado su pyme luego de meses o años de trabajo? ¿Qué cree que pasaría si rediseña algunos elementos y le abre espacio a la innovación?

Quizás llegaría mucho más lejos.

Aunque primero es necesario que las pymes cuestionen por qué las cosas funcionan de determinada manera en su negocio y que estudien cómo podrían hacerlas de modo distinto para mejorar.

Parte de ese cuestionamiento incluye analizar las motivaciones que se tuvieron al arrancar un negocio.

¿Emprendió únicamente para ser su propio jefe, ganar más dinero y hacerse millonario?

Para aplicar la innovación, puede recurrir a la metodología de design thinking en la que se pone de primer lugar al consumidor o usuario, se entienden sus necesidades y se satisfacen. (Foto: Archivo GN).
Para aplicar la innovación, puede recurrir a la metodología de design thinking en la que se pone de primer lugar al consumidor o usuario, se entienden sus necesidades y se satisfacen. (Foto: Archivo GN).

Si esos son los únicos alicientes hay mayores probabilidades de fracasar, por lo que es importante repensarlo y ver cómo se puede redireccionar el enfoque de una empresa.

O si su empresa inició con un objetivo claro, iba bien y luego se perdió, el cuestionarse qué sucedió le puede ayudar a volver al camino que más le conviene seguir.

En la actualidad los consumidores no solo compran lo que hacen las empresas, sino por qué lo hacen, de ahí la relevancia de tener ese punto claro, considera Óscar Aníbal Pozuelos, consultor en innovación y diseñador estratégico español.

Él aclaró que innovar no debe verse como algo fuera del alcance de una micro, pequeña o mediana empresa, sino que está disponible para todos.

“A mí me gusta resignificar la palabra innovación porque estamos muy acostumbrados a escuchar innovación y a pensar que tiene que ser algo disruptivo, que nadie haya visto antes, que tiene que ser superoriginal y eso como que ha hecho que la palabra pierda su significado”, manifestó Pozuelos.

El experto estuvo la semana pasada en el país en una actividad organizada por el Centro Cultural de España en la que capacitó a un grupo de empresas en temas de innovación.

Para él, la innovación es el proceso a través del cual se mejora un producto, proceso o servicio existente.

La disrupción es un tipo de innovación, donde una tecnología queda obsoleta porque es reemplazada por otra, comentó.

Para aplicar la innovación se puede recurrir a la metodología de design thinking en la que se pone de primer lugar al consumidor o usuario, se entienden sus necesidades y se satisfacen.

Óscar Aníbal Pozuelos es consultor en innovación y diseñador estratégico. Él estuvo la semana pasada en Costa Rica en una actividad organizada por el Centro Cultural de España. (Foto: Lucía Bethancourt para EF).
Óscar Aníbal Pozuelos es consultor en innovación y diseñador estratégico. Él estuvo la semana pasada en Costa Rica en una actividad organizada por el Centro Cultural de España. (Foto: Lucía Bethancourt para EF).

Además, se requiere cambiar de actitud, en caso de que haya cierta resistencia al cambio.

“Para innovar hay que dejar los prejuicios de lado", dijo Pozuelo. "Lo que se dice y yo sé que suena cliché, es pensar fuera de la caja. ¿A qué me refiero con pensar fuera de la caja? Cuestionarse. Todo proceso de innovación inicia con una pregunta muy sencilla, que es: ¿por qué?”

Hay que tener paciencia, ser flexible y en el proceso de cambio que se quiere llevar a cabo tomar en cuenta a diferentes actores ligados al negocio.

¿Cuáles son algunos tipos de innovación que su pyme puede incorporar (teniendo en cuenta a las personas)?

Innovación social: Cuando las mejoras buscan crear valor no solo en los individuos, sino en la sociedad en su conjunto.

Con eso en mente, se crean modelos de negocios sostenibles que logren aliviar problemas en la base de la pirámide y crear valor en el entorno social.

Un ejemplo de esto es el Rare Genomics Institute, que se dedica a investigar sobre enfermedades raras o poco comunes para hallar una cura.

Se apoyan a quienes padecen estas enfermedades y a sus familias y se organizan campañas de crowdfunding.

Innovación de modelo de negocio: Se analiza la propuesta existente y, a partir de ahí, se gesta un modelo de negocio nuevo que genere valor para el usuario.

Uber cambió todo el modelo de negocio de la industria del taxi.

Utilizando tecnología y una serie de herramientas transformó casi que toda la experiencia del uso del taxi: cómo se pide, cómo luego se dan calificaciones, incluso el servicio que se recibe, estimó Pozuelos.

Innovación de experiencia de cliente: Se refiere a cómo hacer que la adquisición de un producto o servicio genere la mejor experiencia para los clientes.

Airbnb le ha dado otro significado a la experiencia de hospedarse. Ya no es un hotel, ya es la casa de alguien, ejemplificó.

Innovación en la cadena de suministro: Se analiza la cadena de suministro de la empresa y cómo hacerla más eficiente desde el punto de vista técnico.

Por ejemplo, algo tan sencillo como introducir el código de barras le permite a una pyme llevar un mayor orden en el inventario de los productos y hasta poder vender en negocios a los que no ingresaría sin esa tecnología.

Innovación en el modo de comunicar los atributos de su producto: ¿De qué forma da a conocer los beneficios de su producto o servicio y qué tan efectiva le resulta su estrategia?

También puede innovar en esa área.

Muchas veces enumerar las características del producto no logra convencer al público.

En lugar de eso, podría contar cómo surgió el producto y cómo una persona lo utilizó para resolver un problema o necesidad que tenía.