Por: Carlos Cordero.   5 septiembre
En julio pasado los trabajores limpiaban los derechos de vía para la ampliacion de la carretera en la Ruta 32 en Guácimo. (Foto Graciela Solis)
En julio pasado los trabajores limpiaban los derechos de vía para la ampliacion de la carretera en la Ruta 32 en Guácimo. (Foto Graciela Solis)

Las autoridades y operadores de telecomunicaciones y el Consejo Nacional de Viabilidad (Conavi) deberán redoblar esfuerzos para mejorar la coordinación para la reubicación de las redes de telecomunicaciones en la zona de la ampliación de la ruta 32 a Limón.

Según las autoridades de telecomunicaciones el mayor avance fue el establecimiento de canales de comunicación con el Ministerio de Obras Públicas y Transportes (MOPT).

En el Conavi alegan que ya entregaron un diseño y un cronograma aprobado desde noviembre del 2017, coordinan con el Instituto Costarricense de Electricidad (ICE) para el traslado de la infraestructura e incluso ya se efectuado algunas relocalizaciones.

“Ya los operadores han realizado el traslado de sus servicios en varios puntos de la ruta”, respondió Kenneth Solano, gerente de la unidad ejecutora del proyecto de ampliación de la ruta 32.

El problema es que Conavi insiste en coordinar con el ICE y sin involucrar a los demás operadores con redes en esa vía.

“En el tema de la relocalización de los servicios de telecomunicaciones en el derecho de vía aún no hay avance significativo”, afirmó Edwin Estrada, viceministro de Telecomunicaciones.

El sector advirtió desde junio del 2017 que es necesario planificar la relocalización de las redes en los 107 kilómetros que abarcan las obras, pues la fibra óptica ahí instalada es el enlace con los cables submarinos situados en el Caribe para los servicios de Internet que reciben usuarios, empresas e instituciones.

En el caso de los trabajos eléctricos en los puentes, ubicados en esa zona, hay un 75% de avance. Pero en telecomunicaciones hay “muchos pendientes”.

Diseño desactualizado

El Conavi pide basarse en un diseño que los operadores dicen está desactualizado ysin cronograma final. Además, se realizan cambios sobre la marcha y faltan expropiaciones y decisiones.

Un problema adicional es que no existen muchas alternativas para la relocalización de las redes de telecomunicaciones.

Para los operadores es indispensable contar con el diseño y el cronograma final para planificar la disponibilidad de recursos financieros, para la compra de los insumos y de las redes, y para el despliegue de sus cuadrillas de trabajo.

“Lamentablemente sigue existiendo desorden e incertidumbre”, afirmó Ana Lucía Ramírez, directora ejecutiva de Cámara de Infocomunicación y Tecnología (Infocom). “No se puede avanzar mientras se tengan esos pendientes. En este momento tenemos sólo supuestos (de costos)”.

Las redes de telecomunicaciones deben relocalizarse a la nueva infraestructura que se instale con la ampliación de la ruta 32 en 107 kilómetros en la zona caribeña. (Foto Graciela Solis)
Las redes de telecomunicaciones deben relocalizarse a la nueva infraestructura que se instale con la ampliación de la ruta 32 en 107 kilómetros en la zona caribeña. (Foto Graciela Solis)

En ese punto también coincide el Viceministerio.

“Mientras no se tenga el cronograma final, la suficiente planificación y el impacto real, no se pueden tener estimados los costos”, dijo Estrada.

Conavi justifica que coordina y realiza reuniones semanales con el ICE, según las normas legales y porque el Instituto es la entidad encargada de la gestión de la infraestructura.

Después el Instituto debería coordinar con los otros operadores.

“Es el ICE el que tiene contratos de arrendamiento de la infraestructura de telecomunicaciones existente en la ruta con otros operadores y proveedores de servicios”, recalcó Solano.

El funcionario indicó que una vez que el ICE realice la construcción de la nueva infraestructura, los demás operadores deberán hacer el traslado de sus redes.

Solano admitió que –como parte del trabajo de seguimiento y control del cronograma– se solicitaron cambios al contratista.